Tips para enseñar a ahorrar a tus hijos

Sin duda alguna, los niños son unos afortunados dado que viven al margen de todas las preocupaciones económicas que tenemos que asumir los adultos. De todas formas, es muy importante enseñar a nuestros hijos a ahorrar ya desde pequeños. 

Llega un momento en el que o los padres o los abuelos le dan a los niños una moneda y ellos tienen que decidir qué hacer: ¿gastarla hoy o guardarla para mañana? Es en ese momento, en el que nuestros hijos empiezan a tomar sus primeras decisiones financieras. 

Es muy importante que, poco a poco y adaptándonos a la edad de los niños, empecemos a enseñarles a manejar algunos aspectos relacionados con la economía doméstica. De esta forma conseguiremos enseñar a nuestros hijos a ahorrar y a valorar más el dinero. 

Hazle entender que no todo es inmediato

Normalmente, cuando vamos a alguna tienda con nuestros niños siempre hay algo que les llama la atención y los lleva a querer comprar.

Negarle rotundamente esa nueva compra puede ser un error. Existe una alternativa mejor, y es decir que si lo quiere tendrá que esperar y anotarlo en su lista de deseos.

Un truco para que resulte divertido para ellos es convertir esta lista de deseos en un juego: tendrán que dibujar ese nuevo objeto, escribir su nombre y apuntar el precio. Al acabar cada mes podrá elegir una de las opciones anotadas en su lista de deseos. 

Puedes elaborar tu propia lista casera o si lo prefieres, te dejamos la siguiente como ejemplo:

Lista-deseos-para-ahorrrar

¡Puedes descargarla aquí!

¿Qué aprenderán con esto? Tus hijos aprenderán a priorizar sus deseos y a reflexionar en cada compra. Priorizar es algo que todavía nos cuesta a los adultos, por lo que es muy importante que los niños aprendan lo antes posible.

Asigna una paga

Todos los padres y madres han escuchado o escucharán en algún momento la siguiente pregunta: ¿Me das un euro para comprarme…? Esto significa que los niños empiezan a tener consciencia de que el dinero es algo indispensable para poder adquirir lo que desean.

Para evitar que tus hijos empiecen a pedirte dinero de forma muy recurrente y empieces a perder la cuenta de cuánto dinero le has ido dando, establecer una paga es la mejor de las soluciones.

Si quieres empezar a asignar una paga lo más importante que tendrás que determinar es: 

Con qué frecuencia dar la paga

Para poder definir una frecuencia fija, te recomendamos que empieces estando pendiente de lo que gasta, en qué lo gasta y si ahorra. Así podrás hacer pruebas para ver cómo gestionan los niños sus ingresos y empezar a explicarle cómo podría hacerlo mejor. 

Lo normal es dar una paga mensual, pero antes de los 13 o 14 años lo más recomendable es que se administre la paga semanalmente

Si demuestra madurez y consigue administrarse bien, se le puede dar la paga con una frecuencia mensual. Pero este factor vendrá estrechamente ligado a la edad del niño.

La cantidad adecuada según la edad de tu hijo

Por lo general esta cantidad de dinero dependerá de la edad de cada niño. 

Cuando empieza la adolescencia la situación se complica un poco más, ya que es mucho más difícil controlar en qué están gastando el dinero y sus gastos empiezan a incrementarse dado que la vida social se vuelve más cara. 

Algo muy importante es que siempre administres su paga el mismo día de la semana o del mes, ya que así ayudarás a crear una rutina para que se organicen y sea más fácil supervisarlos. 

Desde Livetopic te dejamos la siguiente tabla. Te servirá como referencia para empezar a hacerte una idea sobre qué paga deberías establecer:

Tabla-de-pagas-para-niños-según-edad

La importancia de la hucha

Regalar una hucha a los niños puede ser de gran ayuda para que puedan entender la necesidad del ahorro. 

La hucha será la primera “cuenta de ahorro” de los niños.

Podéis decidir entre toda la familia cuántos euros hay que intentar ahorrar en vuestra hucha en un periodo de tiempo determinado. 

También podéis optar por utilizar la hucha para introducir esos ahorros extra que suelen aportar abuelos u otros familiares. 

Otra idea es utilizar la hucha para un objetivo determinado, de esta forma enseñarás a los niños a ser pacientes y los incentivamos a contar y no olvidarse de su objetivo. 

Empieza hablándoles sobre el presupuesto familiar

Una forma fácil de hacer entender a los niños que el dinero no es infinito es que le enseñes una estructura de gastos sencilla

Te ponemos un ejemplo para que puedas explicárselo de forma fácil y divertida: 

Haz un dibujo en el que separes los gastos mensuales más importantes por colores, por ejemplo: explícale que el azul es el gasto en alimentación, el rojo el pago de la vivienda, el verde el gasto disponible para juguetes y el amarillo es el gasto disponible para transporte.

Distribución-de-gastos-mensual

De esta forma cuando el niño pida un nuevo juguete puedes explicarle que el dinero que queda este mes es para completar el color rojo ya que el verde está completado, por lo que habrá que esperar hasta el siguiente mes para que vuelva a estar disponible ese dinero

Si tienes dudas en cómo se distribuyen tus gastos desde Livetopic te podemos ayudar a hacerlo de forma sencilla ya que,  al obtener tu Pasaporte Financiero, podrás ver tu distribución de gastos anual:

distribución del gasto anual

 El mejor consejo siempre es dar ejemplo

Los niños se enteran de todo y copian en muchas ocasiones el comportamiento de sus padres, así que, ¡demuéstrale que eres un buen ahorrador!

¿Quieres mejorar tu capacidad de ahorro para empezar a dar el mejor ejemplo a tus hijos? Entra en Livetopic y obtén tu Pasaporte Financiero realizaremos un análisis personalizado y gratuito de tu situación financiera actual y te daremos las mejores recomendaciones para que empieces a ahorrar más de forma sencilla.  

Deja un comentario

Create a website or blog at WordPress.com Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: