Hobbies que te ayudarán a ahorrar dinero

Seguramente eres una persona inquieta, llena de intereses… y con algo de tiempo libre. Dedicar momentos para disfrutar y relajarte es esencial, pero, ¿has pensado que también puedes cuidar de tu salud financiera al tiempo que practicas tus aficiones?

Aunque muchas veces no nos paremos a pensarlo, un hobby nos puede ayudar a ahorrar dinero. Te contamos cómo disfrutar del tiempo libre también puede ser bueno para tus finanzas.

Ahorrar dinero haciendo lo que más te gusta

Incluir el deporte en tus hábitos diarios

Ser una persona deportista y mantenerse en forma es muy positivo. Eso sí, ¿cuánto gastas en el gimnasio al mes? Echa cuentas. ¿Debes renunciar a hacer ejercicio? Evidentemente, no. Pero las alternativas son muchas. Practicar deporte al aire libre o montar el gimnasio en casa son dos de ellas. De hecho, si no trabajas muy lejos, puedes cambiar el coche o el transporte público por la bicicleta, de ese modo harás deporte y a la vez te ahorrarás el combustible o el gasto en transporte.

Si tu pasión es el mundo del motor, aprovéchalo

Y, precisamente, otro de los gastos habituales e inevitables es el mantenimiento de coche: cambio de aceite, de neumáticos, puesta a punto… Ser aficionado al mundo del motor puede ser mucho más que hablar de coches. Con unos pequeños conocimientos de mecánica, puedes ahorrar dinero en visitas al taller.

Ser «manitas» es una ventaja

Por otra parte, si eres un poco manitas, piensa en todo lo que puedes ahorrar en trabajos caseros, desde pintar tu hogar a hacer pequeñas reparaciones. Si además te gusta la carpintería, hasta puedes animarte a restaurar algún mueble o incluso a hacerlo tú mismo.

Cocinar, la costura o hacerte experto/a en manualidades o decoración (DIY) también son aficiones que permiten disfrutar de comida, ropa, regalos o tus propios objetos decorativos por una fracción de lo que pagarías en las tiendas.

Belleza y cuidado personal

Para más ideas de ahorro, el mundo de la belleza da para mucho. Por ejemplo, aprender a maquillarte, cuidarte las uñas, recortarte la barba o peinarte como un profesional puede suponer un buen ahorro al cabo del año. Más aún, si también te encargas, por ejemplo, de cortar el pelo a tus hijos.

Si lo tuyo es la jardinería

Si disfrutas de la jardinería, un huerto puede llenar buena parte de tu despensa. Quizá no tengas jardín o patio en casa, pero en muchas ciudades se alquilan pequeños huertos urbanos por muy poco; y también puedes utilizar la terraza o el balcón para conseguir un pequeño huerto en tiestos. Esta es una idea estupenda para disfrutar de una afición que puede ser muy productiva y saludable.

Estas son algunas pistas para ahorrar poco a poco casi sin darte cuenta. Lo vemos con algunas cifras: el gimnasio no cuesta menos de 30 € al mes; un abono transporte en una ciudad puede estar alrededor de los 40 € mensuales; el precio de una manicura ronda los 20 €; un corte de pelo infantil cuesta unos 9 €; la mano de obra de un taller puede llegar hasta los 60 € la hora…

Suma, sigue y piensa en lo que podrías hacer con esas cantidades al mes, desde aportaciones a un plan de pensiones hasta invertir en algún producto financiero con ayuda de un buen asesor. En otras palabras, una afición no solo te puede ayudar a ahorrar dinero, sino que además puede convertirse en un pequeño colchón financiero para el futuro. Y, lo mejor de todo, es que estarás disfrutando con ello.

Aficiones que además aportan ingresos extra

Una afición, además, puede convertirse en un pequeño sobresueldo. Las posibilidades son infinitas, desde vender productos de artesanía a coser prendas de ropa, cocinar para otros o cuidar mascotas.

Y el mundo de Internet ha abierto en este sentido miles de oportunidades. Un blog o crear contenidos para otros puede ser una buena fuente de ingresos si te gusta escribir. Si lo tuyo es la fotografía, puedes vender tus trabajos a bancos de fotografías. Para los amantes del diseño gráfico y la edición de imágenes hay cientos de opciones. Y las redes sociales pueden llegar a aportar ingresos importantes si, por ejemplo, te conviertes en influencer.

Pero en este caso, y dado que lo que vas a hacer es prestar un servicio o vender un producto, debes tener en cuenta si estás obligado a tributar por ello. Es recomendable solicitar asesoramiento profesional para evitar otros problemas con el fisco.

Como ves, muchas veces disfrutamos de aficiones en nuestros ratos libres sin darnos cuenta de que pueden ayudar, y mucho, a sanear nuestras finanzas.

El punto de partida para aprovechar estas oportunidades de ahorro es conocer al máximo posible tu situación financiera, desde livetopic te lo facilitamos. Puedes obtener tu Pasaporte Financiero y recibir un análisis financiero personalizado con recomendaciones para seguir la mejor estrategia y asegurar tu futuro.

Deja un comentario

Create a website or blog at WordPress.com Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: