Cómo ahorrar

¿Qué es el método Kaizen y cómo aplicarlo a tus finanzas?

Aplicar la forma de pensar que persigue el método Kaizen a la gestión de nuestras finanzas personales puede ayudarnos a mejorarlas y a lograr nuestros objetivos de una forma mucho más sencilla.

Publicado por livetopic_user
Mié, 26 enero 2022, 9:38

Aplicar la forma de pensar que persigue el método Kaizen a la gestión de nuestras finanzas personales puede ayudarnos a mejorarlas y a lograr nuestros objetivos de una forma mucho más sencilla.

Este método de origen japonés se caracteriza por perseguir la mejora constante con disciplina y motivación.

Si eres de los que en más de una ocasión se ha propuesto algún objetivo pero no ha logrado alcanzarlo, y como consecuencia has acabado perdiendo toda la motivación, necesitas conocer el método Kaizen.

Te contamos en qué consiste, a continuación.

¿Qué es el método Kaizen?

El método Kaizen es un proceso basado en la mejora continua que nos ayuda a lograr nuestros objetivos sin necesidad de realizar grandes esfuerzos. Para este método la clave está en dar pequeños pasos y poco a poco ir avanzando hacia la meta.

Es muy común que, cuando nos marcamos un objetivo, al principio estemos muy motivados. Pero con el paso del tiempo, esa motivación inicial se va reduciendo, el esfuerzo que dedicamos a la consecución de nuestras metas se reduce poco a poco y finalmente, no logramos llegar a la meta.

Pero... ¿Y si probamos a dar pequeños pasos de forma constante?

Este método se puede aplicar a cualquier proceso medible, incluida la gestión de nuestras finanzas personales. Utilizar este método a la hora de lograr nuestras metas de ahorro puede ser la clave si hasta ahora no has sido capaz de alcanzarlas.

El Círculo de Deming y el método Kaizen

El método Kaizen puede ser la estrategia perfecta para ayudarte a lograr tu libertad financiera, pero para poder entender la filosofía que persigue este método necesitamos hablar también del Círculo de Deming.

El Círculo de Deming o PDCA (Plan, Do, Check, Act) es, por decirlo de algún modo, la aplicación práctica del método Kaizen y consiste en lo siguiente:

1. Planear

Lo primero que necesitamos hacer es conocer nuestra situación de partida para tener claros los recursos con los que contamos, y en función de esto, elaborar un plan adaptado.

En esta parte, deberíamos hacer un análisis de nuestra situación financiera y en función de esta, crear nuestro propio presupuesto personal para conocer nuestra capacidad de ahorro.

En base a esto, estableceremos objetivos y elaboraremos un plan para lograrlos.

2. Hacer

Una vez tengamos el plan listo, llega el momento de la acción y nos tocará seguir los pasos necesarios para poder lograr los objetivos que hemos establecido.


Es aquí donde el método Kaizen empieza a tomar importancia ya que, para seguirlo, necesitaremos cambiar nuestra actitud y empezar a buscar una mejora continua con pequeños esfuerzos, eso sí, siempre siendo constantes.

A partir de aquí, nuestro plan pasará a la acción.

3. Comprobar

¿Estás avanzando de forma correcta hacia la consecución de tus objetivos?

Necesitas llevar un seguimiento de las acciones que estas realizando, medir los resultados es esencial si queremos ver los beneficios que nos aportará aplicar el método Kaizen.

4. Actuar

Ahora que ya está todo listo, llega el momento de actuar y ajustar todos los pasos en los que has fallado o no has cumplido tal y como te habías propuesto al inicio.

Si no has logrado tus objetivos, necesitarás ajustar de nuevo el plan y volver a iniciar el proceso desde el primer paso.

Un ejemplo del método Kaizen aplicado a las finanzas personales

Para poder ver más claro qué es lo que se persigue con el método Kaizen, os ponemos un ejemplo aplicado a nuestras finanzas personales:

Imagina que tienes como objetivo ahorrar 10.000 €. Visto así, ahorrar 10.000€ no parece una tarea sencilla por lo que puede que si eres una persona a la que le cuesta ahorrar, te desmotives y te rindas frente a este objetivo.

Como acabamos de ver, el método Kaizen defiende que es mejor siempre ir poco a poco para hacer frente a nuestros objetivos de forma más cómoda y sencilla, así evitaremos rendirnos antes de tiempo.

Por lo que una buena opción es establecer que, durante los 2 primeros meses tendrás que ahorrar el 1% de esa cantidad, que son 100€. Una vez pasados esos dos meses, puedes volver a ahorrar otro 1% durante los dos siguientes, y así progresivamente hasta finalmente conseguir tu objetivo de ahorro paso por paso.

Otra opción para los más impacientes es ir aumentando ese porcentaje poco a poco: el primer mes ahorrar el 1% de la cantidad total, el segundo mes el 2%, el tercero un 3%, etc.

La constancia y una buena planificación son dos aspectos clave a la hora de perseguir nuestras metas. Puede que aplicando el método Kaizen te sientas mucho más cómodo a la hora de ahorrar y gestionar tus finanzas personales.

En Livetopic te ayudamos a encontrar las mejores alternativas para poder asegurar tu futuro.

Deja un comentario