Qué protección necesitas según la teoría de responsabilidad decreciente

Cada etapa de nuestra vida es diferente, nuestros hábitos van cambiando y con ellos nuestras necesidades. La teoría de la responsabilidad decreciente analiza estos cambios para ayudarnos a entender qué necesitamos para estar protegidos en cada etapa.

Este concepto es muy popular en el mundo asegurador, sobre todo, cuando hablamos de seguros de vida, pero puede resultarnos muy útil si lo aplicamos también a otros aspectos financieros.

Si quieres saber qué protección necesitas según la teoría de la responsabilidad decreciente y según la etapa vital en la que te encuentras actualmente, ¡no te pierdas este artículo!

¿Qué es la teoría de la responsabilidad decreciente?

La teoría de la responsabilidad decreciente nos ayuda a estimar el nivel de protección que necesitamos en las distintas etapas de nuestra vida a través de la conexión entre dos aspectos clave: los recursos disponibles y nuestras responsabilidades.

Esta teoría defiende que el momento en el que más responsabilidades tenemos suele ser al principio de nuestra vida adulta y este también se caracteriza por ser el momento en el que menos recursos tenemos para hacer frente a todas esas responsabilidades.

Esto hace que contar con una buena protección sea imprescindible en esa etapa vital.

Con el paso de los años nuestras responsabilidades irán disminuyendo y nuestros recursos serán mayores, por lo que la necesidad de protección complementaria se reduce.

De ahí que, la mayoría de los expertos siempre recomienden contratar productos pensados para la protección cuanto antes. El ejemplo más claro es el de la contratación de un seguro de vida. 

Variables clave en la teoría de responsabilidad decreciente

Como acabamos de ver, la teoría gira en torno a dos variables clave:

1. La responsabilidad

Con responsabilidad nos referimos a todas las cargas financieras que tenemos. 


Las responsabilidades más habituales suelen ser las deudas, la manutención de nuestros hijos, los gastos en educación y el pago de nuestra vivienda. 

2. Nuestros recursos o patrimonio

Es la capacidad que tenemos para hacer frente a todas nuestras responsabilidades.

Generalmente, cuando somos más jóvenes, nuestro patrimonio suelen ser más reducido y este irá creciendo con el paso de los años.

¿Cómo funciona la teoría de responsabilidad decreciente?

La clave para entender cómo funciona esta teoría es visualizar su representación gráfica, de esta forma lo veremos mucho más claro.

Se trata de una gráfica temporal formada por dos curvas: una de ellas representa nuestras responsabilidades, es decir, las cargas financieras que tenemos en cada etapa. La otra curva representa nuestro patrimonio o recursos disponibles, es decir, el dinero que tenemos ahorrado hasta el momento y con el que haremos frente a nuestras responsabilidades.

En el eje horizontal estará representando el tiempo, normalmente se toma como referencia el periodo entre los 30 y los 67 años.

Este sería el resultado de la gráfica:

grafico-teoria-de-la-responsabilidad-decreciente

Como vemos, al inicio nuestras responsabilidades son más elevadas, ya que, esta etapa coincide con momentos clave de nuestra vida como la adquisición de nuestra propia vivienda o el cuidado de nuestros hijos. Al tratarse de una etapa en la que no llevamos muchos años trabajando, nuestro patrimonio, normalmente, es reducido.

La teoría de responsabilidad decreciente defiende que con el paso de los años nuestras deudas irán desapareciendo, lo que implica que nuestras responsabilidades serán menores. Además, nuestro patrimonio irá aumentando tras llevar varios años trabajando.

¿Qué nos enseña sobre finanzas esta teoría?

Esta teoría quiere hacernos ver lo importante que es, una vez comenzamos a independizarnos financieramente, contar con una buena planificación en la que la protección esté en primer plano.

Cuando somos más jóvenes nuestra estabilidad financiera suele ser menor, por lo que necesitamos contar con una mayor protección. Por norma general nos preocupamos tarde de contratar productos que nos ayuden a asegurar nuestro futuro, y con esto, no nos referimos únicamente a los seguros de vida.

Existen muchos otros productos que nos podrían ayudan a equilibrar la relación entre nuestras responsabilidades y nuestro patrimonio. En Livetopic nos encargamos de recomendarte productos adaptados a tus necesidades:

recomedaciones-productos-planificacion-financiera-livetopic

Al aumentar nuestro patrimonio tendremos una mayor capacidad de hacer frente a cualquier imprevisto que pueda llegar a surgir. Una forma de hacerlo es con productos de inversión.

Esto combinado con un seguro adaptado a nuestras necesidades reales nos ayudará a sentirnos mucho más protegidos frente a cualquier imprevisto que pueda llegar a surgir a lo largo de nuestra vida.

En definitiva, si nos ocurre algo estaremos protegidos y si no nos ocurre nada, tendremos los recursos necesarios para garantizar una mayor estabilidad de cara al futuro, centrándonos especialmente en nuestra jubilación. 

La cobertura de nuestro seguro de vida

Otra de las grandes lecciones que nos aporta esta teoría es la importancia de adaptar nuestro seguro de vida a nuestras necesidades reales.

Como hemos visto, dependiendo de la etapa financiera en la que nos encontremos nuestras necesidades y nuestros riesgos cambiarán lo que hace que la cobertura que necesitemos por parte de nuestro seguro no siempre sea la misma.

A la hora de contratar un seguro de vida es muy importante que entendamos lo que estamos contratando y que revisemos al detalle datos como la cobertura o el capital a asegurar. 

Recuerda que puedes adaptar las condiciones de tu póliza si lo consideras necesario.  

En Livetopic nos preocupamos por tu futuro. Al obtener tu Planificación Financiera gratuita, analizaremos tu caso y te daremos las recomendaciones que necesitas para poder asegurar tu futuro y el de tus seres queridos.

Deja un comentario

Create a website or blog at WordPress.com Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: