Cómo medir tu salud financiera

¿Tienes una buena salud financiera? Todos soñamos con ella para poder tener una mayor tranquilidad a nivel económico en nuestro futuro, pero no todos tenemos claro cuales son los aspectos clave a la hora de medir nuestra salud financiera. 

Normalmente nos centramos en nuestro nivel de deudas, o bien, en nuestros ingresos y gastos, pero para medir nuestra salud financiera necesitamos tener en cuenta muchos otros factores.

En este artículo te enseñaremos cómo medir tu nivel de salud financiera, para que puedas saber si necesitas mejorarla para poder tener una estabilidad financiera en el futuro.

¡Empezamos!

¿Qué entendemos por salud financiera?

Se entiende que una persona cuenta con una buena salud financiera cuando esta tiene la capacidad necesaria para hacer frente a sus obligaciones financieras y se encuentra tranquila en cuento a su futuro financiero.

Es decir, tener una buena salud financiera no solo implica ser capaces de pagar nuestros gastos de forma cómoda, también implica contar con los ahorros suficientes para hacer frente a cualquier imprevisto económico que pueda llegar a surgir.

 No implica contar con un nivel de ingresos elevado, este concepto va ligado a la forma que tenemos de manejar y administrar nuestro dinero.

Tener un orden a la hora de administrar nuestras finanzas es la clave para poder conseguir una buena salud financiera.

Indicadores clave para medir tu salud financiera

Medir nuestra salud financiera para poder determinar si necesitamos mejorarla es más sencillo de lo que te imaginas.

Para hacerlo necesitas tener en cuenta los siguientes indicadores:

1. La relación entre tus ingresos y gastos

El primer indicador básico para poder medirla es la relación existente entre nuestros ingresos y nuestros gastos.

Gastar menos de lo que ingresamos es imprescindible para poder contar con unos ahorros que nos permitan asegurar nuestro futuro y, por lo tanto, contar con una buena salud financiera.

  • Si gastas menos de lo que ingresas, tienes una buena salud financiera.
  • Si gastas todo lo que ganas, necesitas mejorar.
  • Por último, si tus gastos son superiores a tus ingresos, necesitas mejorar urgentemente.

Si todavía no sabes cuál es tu capacidad de ahorro y tu distribución de gastos, en Livetopic te ayudamos:

analisis-salud-financiera

2. ¿Cuánto tardas en pagar tus facturas?

La capacidad que tenemos para hacer frente a todas nuestras facturas es otro de los indicadores que nos ayudará a la hora de saber si tenemos una buena salud financiera.

Si somos capaces de mantener nuestras facturas al día, nuestra tranquilidad será mayor y por lo tanto, tendremos una mejor salud financiera.

  • Si pagas a tiempo todas tus facturas, cuentas con una buena salud financiera.
  • Por otro lado, si pagas la mayor parte de tus facturas dentro del plazo estipulado, todavía puedes mejorar.
  • Si te cuesta pagar tus facturas a tiempo, necesitas mejorar.

3. Cuentas con un fondo de emergencia

Un fondo de emergencia o saldo de tranquilidad nos ayudará a hacer frente a todos los gastos imprevistos que puedan llegar a surgir. Nos aporta tranquilidad y estabilidad a nivel económico, por eso, es un producto imprescindible.

No todos necesitamos tener la misma cantidad de dinero en nuestro fondo de emergencia, pero se recomienda acumular en él, al menos, lo necesario para hacer frente a 6 meses de gastos.

Si quieres conocer tu saldo de tranquilidad recomendado, en Livetopic también lo calculamos:

saldo-de-tranquilidad

Si tienes una capacidad de ahorro positiva deberías destinar una parte de ella a tu fondo de emergencia.

  • Cada mes destinas una cantidad fija de tu capacidad de ahorro a este fondo, esto significa que tienes una buena salud financiera.
  • Si ahorras de forma no planificada y esporádica para tu fondo de emergencia, todavía puedes mejorar.
  • Por último, si todavía no ahorras para tu fondo de emergencia, necesitas mejorar urgentemente.

4. Tus deudas son sostenibles

Las deudas son uno de los grandes enemigos de las finanzas personales, pero a veces, son necesarias, como por ejemplo cuando queremos comprar nuestra propia vivienda. 

Nuestras deudas también nos ayudan a medirla, ya que, estas deben ser sostenibles y debemos poder pagarlas sin que estas acaben siendo un problema para nuestro presupuesto.

Para saber si nuestras deudas son sostenibles y se adaptan a nuestra situación financiera personal, necesitamos conocer nuestra capacidad de endeudamiento, en este artículo os enseñamos cómo podéis calcularla.

  • Si puedes pagar tus deudas y estas se adaptan a tu capacidad de endeudamiento, tienes una buena salud financiera.
  • Si el nivel de tus deudas es superior a tu capacidad de endeudamiento, todavía puedes mejorar.
  • Por último, si tienes un nivel de deuda excesivo, necesitas mejorar urgentemente.

5. Los seguros que tienes contratados

Contar con los seguros necesarios para poder hacer frente a cualquier gasto inesperado que pueda acabar afectando considerablemente a nuestras finanzas personales es otro de los indicadores para poder saber si tenemos una buena salud financiera.

No solo basta con lo básico, cuando contratamos un seguro necesitamos que este se adapte a nuestra situación real.

En Livetopic te recomendamos productos adaptados a tus finanzas y te recomendamos qué capital deberías asegurar en productos tan necesarios como un seguro de vida

seguro-de-vida-medir-tu-salud-financiera

Contar con un seguro de vida que nos ayude a asegurar el futuro de nuestros seres queridos y el nuestro en caso de incapacidad nos ayuda a tener una mayor tranquilidad y por lo tanto, una buena salud financiera. 

  • Si tienes contratado un seguro con las coberturas necesarias y adaptadas a tu situación personal, tienes una buena salud financiera.
  • Por otro lado, si tienes contratado algún seguro con las coberturas básicas sin adaptarse a tu situación personal, todavía puedes mejorar.
  • Si no tienes ninguna cobertura contratada, necesitas mejorar urgentemente.  

¿Cómo puedes mejorar tu salud financiera?

Si después de leer este artículo te has dado cuenta de que necesitas mejorar tu salud financiera, no te preocupes.

Como os comentábamos al principio, para mejorarla no necesitamos tener unos ingresos elevados, el secreto está en contar con una buena planificación que nos ayude a tener nuestras finanzas bajo control.

La primera herramienta clave que necesitamos para empezar a mejorar es un presupuesto personal que nos ayude a visualizar cuál es nuestro punto de partida.

A partir de ahí podremos empezar a diseñar una estrategia adaptada a nuestra situación personal y empezar a crear un hábito de ahorro que nos ayude a mejorar poco a poco.

En Livetopic te ayudamos en todo este proceso. Obtén tu Planificación Financiera, analizaremos tu caso para saber si tienes una buena salud financiera y te daremos las recomendaciones que necesitas para poder empezar a mejorarla.

Deja un comentario

Create a website or blog at WordPress.com Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: